Mindfullness cómo gestionar tu mente

Un post para que puedas aprender gestionar tu mente

mentalidad

El mindfulness es una práctica milenaria que consiste básicamente en alcanzar una atención plena en el momento presente, en el aquí y ahora, integrando nuestra experiencia desde la aceptación, sin juicio crítico.

 

En nuestra cultura y forma de vida contemporánea se fomenta la competitividad y la consecución continua de logros materiales. Actuamos de forma acelerada, acumulando tareas a lo largo del día. Tendemos a pensar todo el tiempo y a hacer cosas, olvidándonos a veces del “ser”. La práctica de la meditación ha quedado relegada y apenas nos ocupamos de tomar conciencia plena de nuestra mente y cuerpo.

 

El estrés es una patología que padecemos cada vez más y no sólo en el ámbito laboral. Cuando nos sentimos desbordados por realizar un sobreesfuerzo que nos lleva al agotamiento, perdemos el control de la situación, y los recursos de los que disponemos no son suficientes. La terapia cognitivo-conductual ha incorporado la técnica del mindfulness como un instrumento eficaz que ayuda a combatir los estados de tensión física, emocional y mental.

 

A través de una serie de ejercicios vamos tomando conciencia de nuestros pensamientos, sensaciones y emociones aceptándolos plenamente a través de la observación acrítica. Facilita la recuperación de nuestra capacidad innata de relacionarnos con el entorno sin interferencias, focalizando la atención en el momento presente.

 

Los beneficios que nos proporciona el mindfulness son múltiples: reducen el estrés disminuyendo los niveles de cortisol, mejora las habilidades cognitivas (memoria, concentración…), aumenta la calidad del sueño, mejora la autoestima y en definitiva, consigue una mayor sensación de bienestar y disfrute de la vida.

 

Jon Kabat-Zinn y Davidson, de la Universidad de Massachusetts, demuestran en un estudio realizado sobre las sensaciones de felicidad en relación a la mayor actividad que se produce en la corteza prefrontal izquierda del cerebro, que las personas entrenadas en esta práctica presentaban una mayor estimulación de esta zona señalada.

 

Mediante ejercicios de respiración, recorrido corporal, meditación en los cincos sentidos o conciencia plena en un objeto, conseguimos relajarnos y poner distancia a los pensamientos, emociones y actos, obteniendo una conciencia más clara y fluida de nuestro entorno.

 

Reflexionar, meditar, tomar conciencia de quienes somos y como estamos integrados en el mundo, amplían el conocimiento y entendimiento de nuestros valores y comportamientos. Nos devuelve a la dimensión espiritual, tan necesaria en estos momentos que vivimos.

 

Estamos en época de vacaciones y descanso estival ¿no es un buen momento para comenzar a meditar?

 

 

 

 

Psicoterapeuta de Grupo DICTEA

Más artículos de Mindfulness

P.D.: No os perdáis los artículos de mi compañera, Ángeles Benítez, donde podréis saber más acerca del Mindfulness:

 

  • «Practica el Mindfulness para aumentar tu bienestar.»

 

«Mejora tu ansiedad con técnicas de Mindfulness.».

Equipo DICTEA

Accede a nuestro ecosistema digital